¿Qué pasa en Australia?

¡REVOLUCIÓN! Manifestantes encabezados por los trabajadores de la construcción en Melbourne cierran las principales autopistas por la tiranía Covid y las vacunas obligatorias.

¡Esto no va a salir en los medios de comunicación!

¡Parece que tenemos una revolución bona fide que se desarrolla en la ciudad de Melbourne, Australia!

Australia es el líder mundial de la tiranía médica, porque ha llegado a un estado policial médico total en las últimas semanas, con las autoridades tratando desesperadamente de mantener viva la narrativa COVID, tratando de rastrear cada movimiento de los ciudadano, obligándolos a quedarse en casa a menos que el gobierno les de permiso para salir, y obligándolos a la vacunación COVID para participar en la sociedad.

Encabezados por los trabajadores de la construcción, pero a los que también se unieron otros sindicatos, los ciudadanos salieron en masa a las calles de Melbourne el martes, cerrando durante un rato la autopista más transitada de toda Australia.

Los manifestantes afirman que esto continuará todos los días hasta que el gobierno atienda sus demandas, que son las siguientes:

– Que se eliminen inmediatamente los poderes del estado de emergencia.
– Que terminen inmediatamente los encierros.
– Que termine inmediatamente la obligación de la mascarilla.
– Que termine inmediatamente la obligación de la vacunación.
– Que se eliminen los pasaportes de vacunación.
– Que dimita inmediatamente el primer ministro Daniel Andrews.
– Que dimita inmediatamente Brett Sutton (Jefe de la Oficina de Salud de Victoria).
– Que dimita inmediatamente Shane Patton, Comisario Jefe de la Policía de Victoria.
– Comisión Real para la respuesta del gobierno ante la pandemia.
– Cargos acusatorios contra los funcionarios por el ataque a los manifestantes pacíficos.
– Que vuelva a funcionar inmediatamente toda la construcción,
– Distribución masiva de ivermectina, vitaminas C, D y Cinc.

Vídeo: https://www.bitchute.com/embed/LJkFYPA2fIxH/

Fuentes: https://contraelencierro.blogspot.com/2021/09/revolucion-manifestantes-encabezados.html

https://contraelencierro.blogspot.com/

Artículo en Health Impact News por Brian Shilhavy.

Y lea también https://nomasmentiras.uy/2021/09/22/sindicato-griego-de-la-salud-realiza-una-huelga-a-nivel-nacional-por-las-vacunas-obligatorias/

Y esto: Estén unidos, sean valientes: el grito de batalla de Riccardo Bosi contra el estado policial de Oz

Pocas personas seguramente ahora pueden desconocer el estado policial al que ha descendido Australia a medida que impone sus políticas de confinamiento cada vez más extremas y absolutas.

La oposición política, aparte de las protestas callejeras, sofocadas violentamente, como se informó en Twitter, parece estar ausente. No es así. A continuación se muestra una transcripción de un discurso en video a la nación australiana por Riccardo Bosi, líder del partido Australia One.

El poder emocional, es igual a la conmovedora oración de víspera de batalla del coronel Tim Collins en Irak en 2003. Es un electrizante llamado a la resistencia, que también puedes ver aquí en BitChute.

https://www.bitchute.com/embed/2M889HxYIiCT/?feature=oembed#?secret=za7O2B4aKp

En los próximos días, semanas y meses, comenzarán a circular rumores inquietantes sobre la gobernabilidad de nuestro país.

Estos rumores parecerán ser tan increíbles, tan improbables, incluso tan ridículos, que la única respuesta sensata parecería ser descartarlos de plano.

Algunos de estos rumores con el tiempo, de hecho, demostrarán ser falsos. Desafortunadamente, algunos serán ciertos, y serán evidencia prima facie de crímenes despreciables de traición y sedición, y algunos incluso moralmente peores, por parte de aquellos en los niveles más altos de poder en Australia.

Durante este tiempo, es imperativo que vigilen de cerca las respuestas de quienes integran la política, el poder judicial, la burocracia, el ejército, la policía, las corporaciones, los medios de comunicación, la academia y las organizaciones religiosas.

Ya se puede hacer el caso de que muchas de estas personas ya están alcanzadas por traición. Pero si alguno permanece en silencio ante un ataque obvio a la soberanía australiana, habrá firmado sus propias órdenes de muerte.

Recuérdalos, desde el Gobernador General y los gobernadores estatales, pasando por el parlamento, pasando por todos los tribunales, incluido el Tribunal Superior, pasando por el servicio público, la fuerza de defensa, las fuerzas policiales, las salas de juntas, los sindicatos, las organizaciones benéficas, los principales medios de comunicación, escuelas y universidades y, finalmente, incluso las iglesias, sinagogas, mezquitas, templos y logias.

Recuerda sus nombres y quiénes son. Recuerda lo que dijeron y lo que no dijeron. Recuerda lo que hicieron y lo que no hicieron.

¿Por qué y cómo se ha llegado a esto? En pocas palabras, durante décadas, hemos sido engañados por aquellos en quienes confiábamos. Poco a poco la verdad ha sido revelada por los incansables esfuerzos de unos pocos y esta ha sido una tarea muy difícil.

Algunos de ustedes habrán escuchado decir: ‘A veces no puedes decirle a la gente, solo tienes que mostrárselo’. Y para poner eso en la lengua vernácula australiana, algunas personas solo necesitan mear en la cerca eléctrica por sí mismas. Afortunadamente, suficientes de nosotros ahora estamos despiertos a las mentiras y nuestros números continúan creciendo más rápido cada día.

Entonces, ¿qué debemos hacer? En primer lugar, mantén la calma. Sepan que podemos, y lo haremos, ganar esta guerra. En segundo lugar, estar unidos; no importa cuántos envíen contra nosotros, no pueden derrotar a 25 millones de australianos que se unen como uno solo. Y simplemente decir, con una voz clara, fuerte e invencible: «Sin consentimiento, sin consentimiento, sin consentimiento».

En tercer lugar, sé valiente. Algunos de nosotros podríamos ser heridos, algunos de nosotros podríamos morir. Pero si realmente buscamos la libertad, debemos ganarla para nosotros mismos. Nada que valga la pena ganar se gana a bajo precio.

Cuarto, sé bueno. Nosotros, el pueblo, debemos ganar esta guerra con una cooperación no violenta. Porque la forma de nuestra victoria es de importancia fundamental para el futuro de Australia como estado nación. Debemos ganar esta guerra con tal autoridad moral que seamos capaces de ganar la paz que sigue.

Finalmente, cuando todo esté hecho, el culpable será castigado. Trataremos a los traidores de una manera legal que, después de la malversación y la violencia reprobables y coordinadas que nos han impuesto, serán más de lo que merecen.

Haremos esto porque nosotros, la gente común de Australia, somos, y siempre hemos sido, mucho más que la élite. Somos mejores que ellos. No hemos sacrificado ni sacrificaremos nuestra decencia y nuestra humanidad para ganar la guerra como lo han hecho ellos.

Señorías, estamos a punto de entrar en un período de la historia sin precedentes, una guerra por el mundo. Y nosotros, tú y yo, estamos en primera línea.

Estén tranquilos, unidos, sean valientes y sean buenos. Y finalmente recuerda que luchamos, como escribió G K Chesterton, no porque odiemos lo que está frente a nosotros, sino porque amamos lo que está detrás de nosotros. Gracias.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s