“Profesores Indignados” denuncian los 7 grandes privilegios de los parlamentarios españoles

Si el país lo llevaran bien (sin delinquir), no tendría ningún problema con los sueldos. En una empresa privada estarían todos en la calle. Y si fueran gente de a pie, estarían en la cárcel, por acción o por omisión. POLÍTICOS SINVERGÜENZAS. Y sindicatos, patronales y demás ralea.